¿Por qué son importantes los carbohidratos después del entrenamiento?

Virtualmente el único, pero particularmente importante, momento para tomar carbohidratos simples es durante los 15 minutos siguientes al entrenamiento.

25.11.2014

¿Por qué tomar carbohidratos simples después del entrenamiento?

Tomar carbohidratos simples después del entrenamiento sirve para recargar las reservas agotadas de glucógeno, así como contribuir a la síntesis de la proteína.

Los carbohidratos simples aumentan los niveles de azúcar en sangre y, en consecuencia los niveles de insulina. La función de la insulina es reducir el nivel de azúcar en sangre, por lo tanto, dirige el azúcar al torrente sanguíneo, hacia las células. Sin embargo, no sólo dirige el azúcar a las células, si no también las proteínas, favoreciendo su absorción.

Los carbohidratos que se consumen después del entrenamiento forman parte del proceso de recuperación, que es crucial para ser capaz de rendir al máximo o más allá! De esta manera, también aumenta tu masa muscular.

Durante el entrenamiento – en caso de que sea lo suficientemente intenso – tus músculos usan glucosa (energía disponible de inmediato) y glucógeno (energía almacenada). Tan pronto como estas fuentes de energía alcanzan niveles bajos, no se puede continuar con el entrenamiento y aparece el cansancio. Ya no hay suficiente energía disponible en tus músculos. En ese momento es cuando el cuerpo libera una hormona, el cortisol, que destruye los músculos. Por lo tanto, el cortisol (también producido durante el estrés continuado), cataboliza los músculos para transformar las proteínas ganadas en energía. Eso significa pérdida muscular. El batido consumido después del entrenamiento hace que tu cuerpo libere insulina, que, al contrario que el cortisol, es una hormona anabólica con efecto constructor. Después del entrenamiento, la proteína de suero es la mejor fuente de proteína por su rápida digestibilidad y absorción. Sin embargo, también requiere de carbohidratos de alto índice glucémico (70 o mayor). El índice glucémico es el número que muestra el consecuente aumento del nivel de azúcar en sangre. Después del entrenamiento, sin embargo, el factor clave para tu desarrollo es la insulina liberada debido a niveles altos de azúcar en sangre!

¿Qué cantidad debería tomar?

La cantidad de carbohidratos requeridos para recargar tus reservas de glucógeno es de alrededor de 0.5-1 g/kilo de peso corporal, lo que significa 40-80 g por una persona que pese 80 kg. Esa es la cantidad que debería tomar junto con la proteína necesaria, unos 0.5 g/kilo de peso corporal. No es exacto, pero es nutricionalmente correcto; en lo que se refiere a suplementación nutricional, la dosis correcta son 20-30 g de carbohidratos y 25-30 g de proteínas.

/sites/biotechusaesp/documents/news/_extra/4/o_iStock_000018937655_Double_20141125144232.jpg

¿Por qué Carbox?

Carbox es perfecto ya que puedes combinar la cantidad de carbohidratos que has calculado y que tu cuerpo necesita con cualquier fuente de proteína.

Carbox contiene cinco carbohidratos: dextrosa, maltodextrina, ribosa, fructosa y Palatinosa. Cada uno de ellos por separado sería una gran aportación a tu batido post-entreno, pero combinados en un solo producto, potencian la recarga de carbohidratos que necesitas después de un duro entreno. Tus músculos se verán llenos y redondeados, por eso, además de sus excelentes beneficios dentro de tu cuerpo, tu apariencia también valdrá la pena.

¿Qué carbohidratos contiene Carbox?

1.    Dextrosa, también llamada glucosa. Uno de los azúcares más comunes, utilizado normalmente para batidos post-entreno. Una gran solución en relación calidad-precio. 2.    Maltodextrina es un carbohidrato complejo, que deriva del arroz o el almidón de la patata, pero su cadena molecular es más corta que la de otros carbohidratos complejos. Parecido a la dextrosa, aumenta el nivel de insulina, aunque más lentamente. De este modo, garantiza la presencia de carbohidratos durante más tiempo.
3.    Fructosa, también llamada azúcar de la fruta. Tiene un índice glucémico bastante bajo, lo que quiere decir que se digiere muy lentamente y no aumenta los niveles de insulina de manera significativa. Precisamente por esa razón, aporta carbohidratos a tu cuerpo durante un largo periodo.
4.    Ribosa está directamente relacionada con la producción de energía ATP. Tu cuerpo usa la energía en forma de ATP, para lo que la ribosa es de gran ayuda. Los entrenamientos de alta intensidad son estresantes para tu cuerpo, y éste buscará el equilibrio lo antes posible para ser capaz de gestionar el estrés de nuevo. La ribosa puede acelerar este proceso y, por lo tanto, juega un papel importante en la recuperación.
5.    Palatinosa es lo último en productos de carbohidratos en el mercado. Al ser un disacárido, se digiere muy lentamente. Por este motivo, aporta energía base continuada. Además, contribuye a absorber la creatina más rápido.

¡Cárgate de carbohidratos con Carbox! Su versión neutra combina muy bien con las proteínas Nitro Pure Gold o Iso Whey Zero, y la versión con sabor será un batido post-entreno genial. Este producto está libre de aspartamo.

Escrito por:

Denis Tchoumatchenko

Denis Tchoumatchenko


Cómo mejorarías este artículo?




El contenido podría ser:





Cancelar

Te ha gustado este artículo?